lunes, 12 de marzo de 2007

ALQUILAR SENTIMIENTOS

Hoy me han ofrecido hacerme un seguro. Yo llevaba la lección aprendida. No quiero un seguro, ya que no tengo nada que asegurar. Soy consciente de que no tengo nada en la vida, me refiero a nada material, no tengo una propiedad y además dudo que llegue a tener una, ya que no me gusta comprar el lugar donde vivo y tirarme toda mi vida pagando un trozo de tierra, para que cuando me muera, mis parientes lo malvendan y se queden con las ganancias... prefiero el alquiler... con el alquiler, no te comprometes a nada solo a vivir en ese piso o casa el tiempo que consideres tú o el dueño oportuno. ¿Será que no me gusta el compromiso o que no creo en él? Me he dado cuenta que nada es para siempre, que todo en la vida tiene un proceso, un proceso maravilloso pero ciertamente degenerativo. Cuando empezamos a vivir en una casa nueva, todo es luminoso, todo está recien pintado, todo huele a limpio... Como vives en ella y el tiempo avanza, la casa y tú os vais haciendo el uno al otro, os cuidais, os mimais, si es necesario y lo es, se limpia a diario o semanalmente, se pinta todos los años, se adorna, se vuelve adornar, se vuelve a limpiar y se vuelve a pintar, pero un día la casa se vuelve pequeña o incómoda o los vecinos de al lado son ruidosos y no lo aguantas más y decides marcharte... pero antes de esa marcha intentas de una y mil maneras no irte.. pero al final te vas... por eso prefiero no atarme a nada... no tener nada... Creo que las relaciones con las personas son más o menos así... hay que cuidarlas, limpiarlas, pintarlas, hacerlas comodas pero al final algo hace que se rompan... luego puede que se reconviertan en otra cosa... pero el caso es que cambian y en ese cambio muchas mueren y otras resucitan... por eso he decidido ser ahorrativo, no desperdiciar más mis sentimientos... creo que me doy mucho, me doy demasiado y luego caigo... voy a empezar a ahorrar... llevo un tiempo haciéndolo, se lo digo a la gente que se acerca a mí... no busco amistad, amigos tengo muchos... ¿qué buscas? me preguntan... pasarlo bien... y les parece poco... estamos mal acostumbrados... queremos darlo todo desde el primer día... y eso es por culpa de las hipotecas... cuando compras algo lo das todo de golpe y creemos que las relaciones tienen que ser iguales... lo damos todo y nos atamos... yo no quiero dar más y no quiero atarme a nada ni a nadie... no quiero un piso en propiedad... no quiero nadie que me espere a cenar todas las noches porque no sé si voy a llegar... no puedo dar más de lo que doy, estoy ahorrando mis sentimientos y me preguntó ¿para qué? pues no lo sé... ¿y si tal vez no los esté ahorrando?, sino que los esté tirando... tal vez los dé sin ton ni son a lo loco, al primero que se cruza en mi camino, a la primera que se viene conmigo de marcha... es bonito no... dar y dar... esperando recibir ¿el qué? un beso, un polvo, una chupada, una noche mágica, un verano loco, un viaje a lisboa, una mañana en la playa, una tarde de cine, una cena delante de la tele o en un restaurante de moda, un paseo por la orilla del guadalquivir, un atardecer delante del rio duero en oporto, un viaje en tren leipzig hamburgo, una canción de la buena vida o de belle & sebastian o de flaming lips... esperando... esperando y te pasas la vida esperando encontrar alguien al que alquilar un trozo de ti, pero solo pienso alquilar un trozo de mi,porque cuando el final llega, y sé que llega, quiero seguir hacia adelante, esperando encontrar otro piso que alquilar donde dejar otra parte de mi... y no saber si soy yo el que alquila o el alquilado... eso es para mi vivir... ALQUILAR MIS SENTIMIENTOS...

os dejo con este video de los pet shop boys que se llama rent o lo que es lo mismo alquilar

5 comentarios:

Fumandoespero dijo...

Mira Sofi, yo creo que no se le puede poner nombre a vivir como te va saliendo, ni alquilar, ni na, se siente o no se siente, es como lo de dios o crees o no, no es racional, Sofi, tas pasao...Beso

Danna y Darío dijo...

Es totalmente cierto que nada es eterno; a pesar de todo luchamos por establecernos, por tener un rincón donde llorar porque no nos gusta llorar fuera de ahí. Nos empeñamos en que vivir tranquilamente significa ser un animal de repetitivas costumbres. Siempre será mejor, aunque tengas un cierto compromiso con alguna persona, coger el coche y no saber donde vas a acabar; hablar con alguien y enamorarte durante un par de horas; seguir fumando a pesar de los carteles de advertencia en tus pulmones; buscar, en definitiva, una eternidad distinta cada día. Gracias por el spot. Nos gustó mucho.

Amador Aranda dijo...

Nene preciosa la entrada. Me ha gustado mucho. Un besote.

Anónimo dijo...

Siempre hay un piso esperando la llegada de alguien como tu,que pueda darte todo aquello que deseas y anhelas en esta vida...Te queremos...
De tu esposa y la kekes, un besazo,chao...

nanuk dijo...

para que tener un piso y pagar y pagar y pagar cuando puedes ser ocupa tonto... con amor